miércoles, 8 de agosto de 2007

Algunas Reflexiones del No Grupo




Miguel Bazdresh dice:
Sin discutir el IFE no hay reforma en serio... y no
tanto la bronca federal - nacional, sino los procesos en
detalle que hoy ya son un pequeño monstruo que impide
en los hechos la certeza o la hace muy compleja y lo
complejo tiene mayor probabilidad de ser incierto... el
comite conciudadano tiene una muy buena propuesta de
mejora de los procesos que claro implica un cambio del ife
y del cofipe que hoy, en lo sustancial, sigue el esquema
acordado en el 1996 que surge de una idea de
supervigilancia en detrimento de la eficacia y la
simplicidad. Por ejemplo: lo más gordo es el imperativo
de hacer un reseccionamiento es decir hacer nuevas
seccciones porque tenemos el doble fenomeno de
seccciones con diez< casillas es decir diez veces más
personas que las mandadas por ley y secciones vacias
por la migración en las que a pesar de tener un padrón
lleno en la realidad no alcanza ni para formar una mesa
directiva de casilla con los requisitos mínimos.. (estos
detalles y la falta de disposiciones legales que lo cubran lo
hacen pasto de la incerteza) no se diga el problema de la
participación ciudadana en tales mesas de casilla que hoy
ya es un circo... y el viejo - nuevo fenómeno el voto mercenario que sólo se puede
atajar coin un consejo genenral o equivalente del IFE o
equivalente, realmente independiente y valiente... o sea
¿vamos a seguir igual?

Miguel Bazdresch Parada
Jefe del Departamento.
Dpto Educación y Valores. ITESO

2 comentarios:

Clara Jusidman dijo...

Uno de los asuntos que tenemos pendiente de trabajr en la propuesta son temas que hacen más a los reglamentos y a los acuerdos del Consejo General que a cambios de Ley y entre ellos están los que mencionas de reseccionamiento, que tal vez ameritaría una obligación establecida en el COFIPE de revisión trianual o algo así.
También tenemos la preocupación sobre la complejidad de los procedimientos el día de la jornada electoral, desde el montaje de las casillas hasta el número infinito de actas que los funcionarios tienen que llenar y colocar afuera en algún caso y otras dentro de los paquetes. Es realmente una pesadilla si tomamos en cuenta que muchas personas aún con educación superior, no tienen experiencia en el llenado de actas, en el conteo de boletas, en el registro de votantes. Si a ello le sumamos las deficiencias en la capacitación que observamos, los pobres funcionarios la pasan muy difícil y se negarán a volver a participar, lo que va creando una especie de acuerdo entre capacitadores y ciudadanos que van adquiriendo más experiencia, (entre los que pudieron estar los maestros de Elba) y que se van haciendo cargo de cada elección.
En Colima 39% de los funcionarios de casilla coincidían con nombres de los afiliados a partidos políticos de acuerdo al libro que escribió Socorro Díaz sobre las elecciones.
Realmente no sabemos cuántos de los funcionarios que operaron las casillas en la elección del 2006 correspondían efectivamente a los originalmente insaculados, pues el proceso de descarte y sustitución de funcionarios de casilla tiene enorme discrecionalidad y se da no sólo el día de la elección cuando no aparecen los originalmente designados, sino desde el momento mismo que se realiza la insaculación.
Al parecer la Reforma Electoral se acordará este mes por lo que estamos apurando la visbilización de nuestras propuestas.
Un saludo al No Grupo. Clara Jusidman

Anónimo dijo...

Tawnillilia
ydef